Por: Ignacio Estrada.

La Habana, Cuba- Continua la población afectada por el VIH/SIDA en Cuba sin recibir el aceite que forma parte de la ayuda del Fondo Global de las Naciones Unidas (PNUD).

La Comunidad cubana que convive con esta enfermedad vive la ausencia de la ayuda desde finales del año 2012 y carece de la misma hasta la fecha. La ayuda solo fue restablecida hace ya un mes contemplando solamente un total de 22 latas de salchichas para todo lo que resta de año. Mientras que el aceite vegetal no ha sido depositado en los comercios para su repartición.

Según se pudo conocer la ayuda alimentaria que se está entregando ha sido sola aprobada por dos año. Debido al constante crecimiento de la población que convive con VIH/SIDA en Cuba, cifras que continúan siendo un secreto de Estado por parte de las autoridades en poder. Ya que la aparición de las mismas en los medios pondría en palestra pública los inciertos esfuerzos un sistema de salud que se tambalea.

Es válido aclarar que la ayuda proveniente de (PNUD) alivia la carencia de productos en la isla y representa un alivio para cada hogar donde convive una persona con esta enfermedad.

Al preguntarle a uno de los funcionarios del (PNUD) en la Habana que prefirió no citar su nombre ¿El porqué la ayuda se terminaba antes del tiempo previsto? Este sin vacilar respondió …Las autoridades sanitarias en la isla reciben de nosotros una cantidad de ayuda para un numero en especifico de afectados, los cuales están respaldados por nuestro proyecto pero, Cuba cada año al detectar nuevos casos les entrega la ayuda que para la cifra inicial ya había sido aprobado. Hecho que hace que se acaben los productos antes del tiempo previsto y ocasionen los baches entre un año y otro… puntualizo.

Lo cierto es que en este presente año la población que convive con VIH/SIDA solamente ha recibido como ayuda los perros calientes y ya se está hablando de una segunda vuelta con la misma cantidad pero, el aceite vegetal sigue brillando por su ausencia. Lo que muchos aun desconocen es que al parecer después de las próximas entregas Cuba dirá el último adiós a una ayuda que durante años ha paleado el hambre y las necesidades de los enfermos en la isla.